fbpx

Renueva tu hogar jugando con los colores

Renueva tu hogar jugando con los colores

Consigue una casa más acogedora con tonos más diáfanos, deshazte de las decoraciones recargadas y dale un aspecto más limpio.

Desde LGQ Interiorismo queremos compartir algunos consejos para que renueves la decoración de tu casa y la escala de colores que predominan en ella, sobretodo si crees que se te ha quedado algo anticuada o quieres darle un aire nuevo a tu hogar.

Los colores de las paredes, los suelos, los muebles e incluso los techos juegan un papel muy importante en la percepción que tenemos del espacio y lo acogedora que puede resultar una estancia. También definen el uso de dicha estancia y cambiando los tonos dominantes en una habitación, podemos darle un aire totalmente nuevo.

Tonos y motivos naturales

Los colores más naturales, como el blanco, los distintos tonos de la madera o los colores que podemos apreciar a menudo en la naturaleza, como los verdes, marrones y azules, son colores que transmiten calma y que ayudan dar sensación de amplitud y relax a una habitación. Por lo que se trata de colores especialmente adecuados para salones, dormitorios o comedores.

Siempre se ha dicho que es desaconsejable que en un dormitorio dominen los colores vivos, pero si se trata de azul o verde, y la presencia de estos colores no es abrumadora, lo que harán es dar vida a la estancia durante el día sin llegar a sobrecargar durante la noche. La decoración tiene un papel activo en la percepción que tenemos de nuestro hogar y renovarla puede resultar beneficioso.

Podemos pintar una pared con uno de estos colores o instalar un vinilo con motivos naturales y dejar las otras con un tono blanco, podemos colocar un mueble de alguno de estos tonos, como una cómoda o una estantería. El papel pintado con motivos naturales o geométricos también es una opción y ha vuelto para quedarse, realmente puede dar un aspecto totalmente nuevo a un dormitorio o a una sala de estar.

Techos con motivos

Los techos totalmente blancos ya no son la única opción, sobretodo en el caso de optar por pintar algún dibujo o instalar un vinilo en una sola pared de una habitación, ya que el dibujo puede continuar hasta parte del techo, dando un aspecto totalmente distinto al espacio. También podemos optar por dar un toque de color al techo de otra forma, pintandolo total o parcialmente de algún otro color.

La decoración gráfica en nuestras paredes es una forma original de renovar el aspecto de la casa sin grandes inversiones. Se trata de un tipo de reforma totalmente asequible y que puede resultar muy eficaz para cambiar el aspecto del hogar.

Combinar azulejo y papel pintado o pintura

La cocina y el baño también pueden unirse a la moda del cambio de color sin necesidad de reformarlos en su totalidad. Los trucos de decoración para las paredes también se pueden aplicar a estas dos estancias. Una de las opciones que proponemos desde LGQ Interiorismo es la de colocar azulejos hasta media altura en la cocina y dejar el resto de la pared y el techo a la imaginación. O podemos colocar papel pintado en una de las paredes más alejadas de la zona de cocinado.

También tenemos la posibilidad de escoger una pintura para azulejos, que puede dar vida al baño o a la cocina sin necesidad de una gran reforma. Un baño con colores vivos y motivos geométricos puede ser un cambio radical muy interesante.

O, si en estos espacios no nos atrevemos con las paredes, siempre podemos centrarnos en renovar los colores de los muebles y la decoración. Los toques de color no tienen que ser enormes para que sean efectivos, es cuestión de observar el espacio y decidir en qué punto necesitamos un cambio de tono.

Estos son algunos de los consejos de decoración que queremos compartir desde LGQ Interiorismo, pero la importancia de los colores en el interiorismo es muy grande, por lo que volveremos con más consejos sobre gamas y tonos en el futuro.